- - -

La mitad de los sueldos privados, bajo la pobreza

A septiembre, docentes, hoteleros, obreros y peones rurales no llegaban a cobrar $12.600. La canasta se fija en base a 4 integrantes. En Salta, el 30% de los hogares tiene más de 5.
b

Al menos cinco de cada diez empleados salteños del sector privado trabajan en actividades que liquidan sueldos por debajo de la línea de pobreza. La remuneración mensual que percibe el trabajador no cubre la canasta total que determina el Indec.
El promedio salarial privado de Salta supera por poco el costo de los alimentos y servicios básicos que determina el organismo estadístico nacional, lo que expone una situación ajustada en los bolsillos de los salteños.
De acuerdo a los últimos datos disponibles, el sueldo medio del trabajador formal privado en Salta era de 14.839 pesos en septiembre de 2016. Para ese mes, el organismo nacional fijó la línea de pobreza monetaria en 12.637,53 pesos para un hogar compuesto por dos adultos, de 35 y 31 años, y dos niños de 8 y 6 años.
Los registros del Observatorio de Empleo y Dinámica Laboral del Ministerio de Trabajo de la Nación exponen que hay actividades económicas en las que los empleados, en ese mes, no llegaban a cobrar un sueldo que supere esa barrera.
La cartera nacional que conduce Jorge Triaca tiene registros de los trabajadores formales privados y en Salta sumaron a septiembre, 118 mil, de los cuales casi 55 mil percibían en ese entonces, según las declaraciones ante los organismos correspondientes que hacen los empleadores menos de 12.600 pesos.
Tal es el caso de los peones rurales, los obreros de la construcción, los empleados hoteleros y gastronómicos, trabajadores del sector inmobiliario y docentes privados. Siempre tomando a septiembre como referencia, las remuneraciones promedio están por debajo de los 12 mil pesos.


VENDEDORES
Los trabajadores del comercio quedan cerca del umbral de pobreza, ya que el salario promedio era a septiembre $14.410.
El sector nuclea a 21.505 personas, en la base quedan afectados el personal de maestranza.
La canasta total de alimentos que publica el Indec se basa en hogares de cuatro personas. Justamente, Salta registra el mayor hacinamiento en las viviendas del país, de acuerdo a la Encuesta Permanente de Hogares correspondientes al tercer trimestre de 2016.
Según los datos, una de cada tres casas tiene cinco o más habitantes, con lo cual requieren un ingreso superior al estipulado por el Indec para cubrir necesidades básicas.
Si se amplía un poco más la lupa, la mitad de los trabajadores en general no cobra un salario digno, ya que el 47 por ciento está en la informalidad.
Ello implica que no tiene aportes jubilatorios, obra social ni vacaciones pagas. Salta también es la provincia con más informalidad laboral del país.
El indicador de ocupación demandante en Salta llega al 28,3 por ciento, mientras que el promedio regional es 22,3 por ciento y a nivel país, 22,7 por ciento. Estas estadísticas reflejan las dificultades en el acceso al derecho a un empleo digno.
Los bajos salarios explican, en cierta forma, por qué en Salta es alto el porcentaje de trabajadores que busca otro empleo.
Esta realidad también incide en el hecho de que ambos jefes de hogar deban contar con un empleo para cubrir las necesidades familiares más urgentes.


INFLACIÓN
Durante 2016 la inflación fue del 40,3 por ciento y se ubicó como la más alta de los últimos 14 años según indica el Índice Congreso.
La evolución de los precios complicó la economía de los trabajadores, ya que casi ningún sector obtuvo aumentos que se equiparen al encarecimiento de los productos de primera necesidad.
Según el sondeo de precios impulsado por legisladores y basado en mediciones privadas, en diciembre la inflación fue del 1,6%, lo que implica un aceleramiento de 12,2 puntos frente a 2015. El estudio advirtió que se trata del nivel más elevado desde 2002.

Te puede interesar

-