- - -

Dos personas siguen desaparecidas por el alud pese al trabajo de rescatistas salteños

Nueve miembros del Cuerpo de Rescate Especial Voluntario trabajaron cuatro días en Volcán y podrían volver.
tmb1_71383_20170116095924

La desesperante situación que atraviesan unas mil personas en Jujuy cuyos pueblos fueron arrasados por un alud la semana pasada, motivó a que el Cuerpo de Rescate Especial Voluntario de Salta de desplace hacia la zona afectada y colabore durante cuatro días en las tareas de búsqueda de personas y evacuación de familias.

Desde el miércoles a la madrugada y hasta el sábado, un total de nueve salteños que integran el Cuerpo estuvieron en la localidad de Volcán, la más afectada por el alud, con la misión principal de encontrar a las dos personas que siguen desaparecidas. “Pese a que no pudimos encontrarlas, el operativo fue positivo”, evaluó Silvia Gómez, la presidenta del CREV.

Fundamentalmente su tarea consistió en dos aspectos fundamentales que se realizaban mientras había luz solar: la mayor limpieza posible de las calles, casas y caminos y la búsqueda de las dos personas.

Otra labor clave fue la de llevar alimentos a las partes altas de los cerros y cruzando los ríos, lugares inaccesibles luego del alud y a los que solo se puede llegar caminando. Por ese motivo, no pudieron llevar hasta esos sitios algunos de los elementos con los que contaban para la búsqueda, como sensores, por lo que Gómez sostuvo que la misma debe continuarse a pie o con perros.

Personas que ya no podrán vivir más en ese lugar

Contando los tres pueblos más afectados, son alrededor de mil personas las que tuvieron que ser evacuadas y que, según la propia experiencia de Silvia Gómez, ya no podrán vivir más ahí.

“El lodo es más dañino que el barro, es como una arenilla que degrada más rápido, además muchas casas son de adobe, son muy rurales, los baños no tienen azulejos, entonces no resisten”, describió.

“Llegamos el miércoles y el jueves ya el olor era nauseabundo”, contó Silvia para describir otra complicación que se suma al desastre generalizado y que se origina en la cantidad de animales muertos, que se descomponen mucho más rápido por el lodo y la temperatura.

tmb1_71383_20170116095922

Como si lo vivido no fuese suficiente, ayer volvió a llover, lo que causó que colapsen más viviendas y en Santa Victoria hay caminos cortados por las precipitaciones y mucha gente aislada. En algunos puntos hay más de dos metros de lodo.

Podría haber una segunda misión

Gómez adelantó que se está analizando la conformación de un segundo cuerpo de rescatistas para volver a la zona que podría salir mañana.

Pero organizarlo no es sencillo porque hay aspectos sensibles a tener en cuenta. “Lo preocupante allá es la salud, por la rápida descomposición de las cosas hay peligro de infecciones de todo tipo, desde intestinal hasta conjuntivitis, herpes, etc… quienes vayan tienen que ir vacunados”, explicó.

Desde Salta continúan en permanente contacto, saben que hace falta mayor mano de obra para ayudar. “A nuestra gente le tocó evacuar a dos familias que no estaban censadas y se tuvo que hacer manualmente, caminando, porque no hay tecnología, no hay luz ni agua potable.

El CREV Salta es una institución sin fines de lucro creada en 1986. Son los pioneros nacionales porque fueron el primer grupo de rescate en el país. Al ser rescatistas no tienen jurisdicción por lo que pueden ir a cualquier a prestar servicios a cualquier provincia.

Los voluntarios se capacitan y son licenciados en enfermería, higiene y seguridad, gente de las distintas fuerzas provinciales, federales y del Ejército.

Te puede interesar

-