- - -

Remiseros apoyaron la versión de Mazzone

Dijeron que en la fiesta con adolescentes no hubo oferta sexual.
446

Eran testigos de la defensa del exintendente de EL BORDO, Juan Rosario Mazzone, de Manuel Amador y de Elías Valdez, y ante los jueces parecieron seguir un libreto bien estudiado.
En la quinta jornada del juicio por CORRUPCIÓN de menores contra el exjefe comunal y los otros dos imputados, dos remiseros y el hijo de uno de ellos dijeron a los jueces de la Sala I del Tribunal de Juicios que estuvieron en el asado y describieron, en general, una escena parecida.


Néstor Francisco Ferreyra y Wilfredo Barnechea, remiseros presentes en la polémica fiesta del 19 de diciembre de 2014, y el hijo de Barnechea, Alfredo Ayarde, sostuvieron que al llegar a la finca La Ramada, Mazzone hacía el asado con el torso desnudo; allí estaban la expareja de Mazzone, Yanet Moreno, una hermana de ella, Jimena, y dos menores (uno de 7 u 8 años y otro de 3). Más tarde llegó Valdez trayendo a dos adolescentes; minutos después Yanet y Jimena se fueron. Como iba a faltar asado, Valdez fue a buscar más carne y al regresar trajo a otras dos adolescentes. En un momento las chicas pidieron permiso a Mazzone para ir a la pileta y poco después, desde ese lugar le gritaban al dueño de la finca: ­Chicho! ­Chicho! Intendente, vení, vení!. Que Mazzone acudió al llamado. Luego escucharon risas y voces que parecían venir desde la casa.


Ferreyra, Barnechea y Ayarde dijeron que en ningún momento vieron a las chicas ni a Mazzone en ropa interior. Tampoco las vieron, según su declaración, en la pileta ni lo que hacían con Mazzone ni Valdez porque desde el lugar en el que estaban no se veía hacia el sector donde ellas estaban.

DIFERENCIAS
Si bien parecieron repetir una misma historia, hubo algunas diferencias en sus declaraciones entre ellos y respecto de las audiencias anteriores. Según los remiseros, las chicas eran cuatro y llegaron en dos viajes de Valdez. En las jornadas previas del juicio, las adolescentes y otros testigos dijeron que a La Ramada llegaron todas juntas y que eran cinco.
Tras escuchar los tres testimonios, el tribunal dispuso un cuarto intermedio hasta el próximo lunes a las 8.30.

Te puede interesar

-