- - -

Dr. Sergio Humacata: Adiós al médico de la sonrisa y las soluciones

Salta Por Ivan
Otra pérdida irreparable y otro enorme dolor en el entorno de los profesionales de la salud de Salta que luchan contra el COVID-19.
0000354025
Dr. Sergio Humacata: Adiós al médico de la sonrisa y las soluciones

El fallecimiento de Sergio Alfredo Humacata, reconocido médico por su desempeño profesional y su huella humanista dentro del hospital Señor del Milagro, se suma a una larga lista de profesionales salteños que dejaron su vida en el terreno de combate contra el virus mortal.

El 9 de septiembre pasado, Humacata había asumido como secretario de Salud de la Provincia para acompañar la gestión del ministro Juan José Esteban, su compañero incondicional en las largas jornadas de atención dentro del viejo hospital. Pocos días después, y con la explosión de los contagios en Salta, la crónica periodística informaba sobre la internación de Humacata en grave estado.

Fue el 20 de septiembre pasado; desde esa fecha hasta el desenlace de ayer, miles de plegarias se elevaron al cielo para pedir por la recuperación del médico. Humacata tenía especializaciones en medicina pública, pero su mayor virtud era su sensibilidad y pragmatismo para resolver los problemas de salud de la gente que a diario se plantean dentro de un hospital.

“Él bajaba de su despacho desde el primer piso y personalmente se encargaba de solucionar los reclamos de los pacientes o los problemas operativos. Siempre con una sonrisa y con la humildad de los que realmente saben”. Así lo recordaban anoche algunos colegas y personas allegadas a su gestión. Había ocupado la dirección del hospital Del Milagro en 1995, pero antes se había destacado como promotor de la donación de órganos. Fue uno de los impulsores para que Salta se integre al Centro Unico de Coordinación, Ablación e Implante (Cucai) en 1988.

Además de ocupar la gerencia general del hospital Señor del Milagro, fue director de Zona Centro y jefe de Auditoría en el Seguro Provincial de Salud. Se desempeñaba como vicepresidente de Cepridiasa, la Asociación de Centros Privados de Diálisis de Salta y, hasta antes de ser nombrado secretario de Salud, estaba al frente de la Superintendencia del área, cargo al que renunció para ocupar la nueva función pública en la Provincia.

Su desempeño político también lo posiciona como una persona de fuerte vocación. Fue presidente de la Agrupación de Médicos Peronistas y siempre rescató la trascendencia del plan provincial de salud Ramón Carrillo como una herramienta legítima para el acceso igualitario, más allá de las cuestiones sociales y económicas, con una mirada integral para la vida de la gente.

 
FUENTE: EL TRIBUNO SALTA

Te puede interesar

-