- - -

La casa que diseñó Pelli en Campo Quijano, camino a ser declarada de interés provincial

El arquitecto César Pelli estuvo entre los diez arquitectos más influyentes del mundo. Recién recibido proyectó su primera obra en 1949, en el Portal de los Andes, a la que definió como “una casa muy simpática”. Era un regalo para sus suegros
1564137152017

Joven, preparado y audaz, César Pelli, recién recibido de arquitecto en la Universidad Nacional de Tucumán quiso hacerle un regalo a sus suegros, el filósofo español Clemente Hernando Balmori y la escritora Dorothy Ling de Hernando. Y qué mejor que plasmar en ese presente su gran pasión. Fue así que les diseñó una casa de veraneo en Campo Quijano. Hoy podríamos pensar que se trata de una estructura simple y sencilla, pero que en la década del 40 -sin lugar a duda- era de avanzada y se destacaba en medio del estilo colonial imperante en las viviendas de la época. 

WhatsApp Image 2019-07-24 at 15.09.18 (2)



Además, y por sobre todas las cosas, los trazos de esos planos se hicieron con la “misma pluma” que luego usaría Pelli para construir obras monumentales que dejaron perplejo al mundo entero, como las Torres Gemelas Petronas de Kuala Lumpur, que desde 1998 hasta 2003 fueron las más altas del planeta; la Torre Iberdrola en Bilbao, la expansión del Museo de Arte Moderno (renovación de los espacios existentes, sumado a un nuevo espacio además de una torre residencial de 56 pisos) y el World Financial Center, en Nueva York; por nombrar solo algunas de sus joyas.

El arquitecto salteño Manuel Solá, en diálogo con El Tribuno, aportó un dato muy interesante: “La vivienda se levantó sobre los cimientos que habían quedado de la escuela Mitre, la primera institución educativa de Campo Quijano, que ahora cumple 100 años. La estructura original es rectangular, de unos 10x8 metros de superficie, con ambientes integrados. Las paredes de los cuartos no llegaban al techo (a dos aguas), eran de unos dos metros. Es lo que llamaríamos hoy un loft”. Solá recordó, que el propio Pelli la calificaba con mucho cariño como “una casa muy simpática”.

Te puede interesar

-