Google Analytics Alternative

Advierten que la mala conservación de la sal baja los niveles de yodo

Salud 03 de agosto
Recomiendan mantener el producto en un lugar sin humedad y sin exposición a la luz. Los últimos estudios que se hicieron a los salteños exponen un déficit de ese mineral. #Salta #Salud #Sal #MalaConservación #BajosNiveles #Yodo

1501723875855

Los consumidores no tienen información sobre los niveles de yodo que contiene un paquete de sal. Sin una escala de nutrientes en los envoltorios, se pueden ver en algunas marcas la leyenda que indica que se cumple con la yodación de acuerdo a la legislación que rige desde hace 50 años.

La correcta conservación de la sal en los hogares resulta clave para evitar la volatilidad del yodo que se agrega en el proceso productivo.

El bajo consumo de yodo afecta la glándula tiroides y afecta la formación neuronal, entre otros trastornos. Los niños y las embarazadas están entre los grupos de mayor riesgo por esta situación.

En la provincia ya preparan un estudio integral para determinar las áreas con mayor deficiencia. En la Argentina no hay una vigilancia sistematizada.

Recomendaciones

Marcelo Nallar, gerente del hospital Arturo Oñativia, advirtió que la sal debe ser conservada correctamente. "Tiene que ser conservada en lugares frescos, no tiene que estar humedecida ni estar expuesta a la luz", dijo el médico. Agregó que los saleros transparentes no sirven y recomendó recipientes salero oscuros que deben estar bien tapados.

"El yodo es volátil. Hay que tener en cuenta que la sal normalmente no tiene este elemento, es un agregado que se le hace", informó.

Ana María Higa, coordinadora regional para Sudamérica de Iodine Global Network, entidad internacional sobre esta materia, señaló que para la población es difícil detectar por si sola si la sal está correctamente yodada.

En su reciente visita a Salta, la nutricionista peruana recordó que "en esta zona, el suelo no tiene suficiente yodo". La provincia, por cierto, históricamente se ubica en una zona de bocio endémico, una patología conocida por la inflación de la tiroides junto a una disfunción.

Sonia López Linares, bioquímica del Centro Nacional de Investigaciones Nutricionales (CNIN), remarcó que al faltar yodo en el organismos aparecen "las patologías endócrinas, se afecta la tiroides y esto no es bueno para la producción de hormonas".

La profesional hizo notar que "primero, antes de que se produzca la enfermedad del bocio, se evidencia una disminución del 15 a 30 por ciento del coeficiente intelectual".

Como en la zona no es baja la ingesta de pescados, afirmó que es prescindible que la sal esté bien yodada.

La semana pasada, equipos del Iodine Global Network brindaron apoyo técnico a productores de Salta y Jujuy sobre la yodación.

Te puede interesar