Google Analytics Alternative

Peluquera halló a su novio con su sobrina y lo atacó brutalmente

Nacionales 16/06/2017
Lo obligó a ponerse de rodillas para que le pidiera perdón. Además le clavó una tijera en una pierna. Circunstanciales espectadores ayudaron a la víctima a huir. #SantiagoDelEstero #Peluquera #Sobrina

1234576543232

"¡Pedime perdón de rodillas! ¡Me engañas con mi sobrina!", gritaba una peluquera mientras golpeaba a su novio -un joven de 24 años, residente en el Bº Los Lagos de la ciudad de La Banda, Santiago del Estero- con un bate de softbol de madera.

El brutal episodio se registró pasadas las 22, cuando el muchacho se encontraba lavando un perchero en el negocio de su novia, ubicado en calle 24 de Septiembre del Bº Centro.

Según manifestó en la denuncia que radicó en la Seccional 14, la mujer aprovechó que él se encontraba de espaldas realizando la limpieza para sorprenderlo por la espalda y golpearlo con el objeto deportivo.

Sin entender nada de lo que sucedía, el joven se levantó rápidamente y tomó de los brazos a su novia para evitar que ella continuara con la golpiza. Ambos forcejearon hasta que la víctima soltó a la mujer y le pidió que se alejara.

Agresiones

Sin abandonar su actitud agresiva, la mujer le exigía a los gritos que se pusiera de rodillas frente a ella y le pidiera perdón por la infidelidad, pues ella había descubierto que tenía un romance con su sobrina de 21 años, residente en Vilmer.

A los fines de evitar que la situación pasara a mayores, Miguel respondió que iba a pedirle perdón, pero que ella se alejara ya que temía por su integridad. La respuesta del damnificado no la convenció y redobló la apuesta.

De uno de los estantes la mujer tomó una tijera y le gritó: "¿Qué, no te vas a arrodillar? ¡Ya vas a ver cómo voy a poner orden aquí!" y le aplicó un "puntazo" con la tijera en la pierna izquierda, a la altura de la pantorrilla.

Al ver la gran cantidad de sangre que perdía, la víctima comenzó a gritar y pedir ayuda, mientras forcejeaba otra vez con la acusada para evitar que lo siguiera atacando. 

Debido al escándalo, llegó al lugar un hijo de la agresora. El adolescente intervino para pedirle al muchacho que hiciera lo que su madre le exigía para terminar con la situación. Al lugar también ingresó una de las hijas de la peluquera, quien logró quitarle a su madre la tijera y entre los dos ayudaron al damnificado a huir.

Por las lesiones que presentaba, la víctima se trasladó hasta el Centro de Salud Banda donde recibió las curaciones necesarias.

Tras la denuncia de la víctima, la fiscal de turno ordenó que sea examinado por el médico de Sanidad.

Te puede interesar